AMA TU CUERPO

El paso por la vida trata de experimentar, crecer, vivir, entender que el objetivo no es el final del camino.
Pocas veces te detienes a observar como has llegado hasta aquí, tienes prisa por alcanzar el destino, sin saber si es el final de este, incluso si es lo mejor, esto es una idea equivoca ya que lo mejor es el camino, no el destino.

Dejas de disfrutar numerosos momentos importantes, este es el verdadero éxito en la vida. Disfrutar del día a día sin necesidad de esperar a llegar a tu destino, aprovechar lo que te ofrece el día a día, pero no te das cuenta porque sólo estas enfocado en el final.

En las cosa más insignificante que te encuentres, esconde una lección magistral, que te hará crecer, expandirte, pero debes estar atento para reconocerlo, de lo contrario, si no eres capaz de verlo, no lo vivirás, te perderás la experiencia, eso es la vida.

Pero ¿qué necesitas para ello?

Necesitas un vehículo para transitar todas estas experiencias, TU CUERPO.

Pasas todos estos años sin darle la importancia que merece, a veces maltratándolo, no atiendes a la gran obra maestra que la vida te ha dado.

¿Has pensado alguna vez en lo fascinante que es el cuerpo?

¿Te has parado alguna vez a valorar tu cuerpo?,

No necesitas decirle a tu corazón que siga latiendo, y así con el resto de funciones del organismo, el solo viene con el libro de instrucciones, que nosotros nos encargamos de alterar.

Eres un milagro andante de la naturaleza, el cual te sirves de el para vivir numerosas experiencias.

Cada ser humano posee una forma, un tamaño, un color, pero somos todos iguales, somos todos uno, nadie es mejor que nadie.

“La diferencia radica en como tratas a tu cuerpo.”

Sin embargo nunca se está contento con el cuerpo que tenemos, profiriendo adjetivos negativos, comparándonos con otros, mostrando palabras hacia nosotros de descontento, desaprobación, incluso de rechazo sin darnos cuenta se convierte en algo habitual que hacemos a diario y que no damos la importancia que esta acción tiene.

Con estas acciones que estas grabando en tu subconsciente a diario, alargado en el tiempo, ¿como esperas tener un cuerpo saludable, bonito, si en vez de recibir palabras positivas y llenas de energía, de amor, solo te centras en todo lo negativo?

El amor es la fuerza creadora más potente que hay.

Debes empezar a cambiar la imagen que tienes de ti mismo y empezar a hablarte con palabras de amor.

Si no fuera por tu cuerpo no podrías estar viviendo esta experiencia llamada vida.

Tienes cinco sentidos.

La vista:
No podrías estar viendo con tus ojos la maravilla de ver un amanecer o una puesta de sol.

Oido:

Escuchar el canto de los pájaros, como te habla la naturaleza o simplemente como te relacionas con otras personas, sin embargo ves esto como algo habitual sin darle la importancia que se merece.

Gusto:

Te perderías el disfrute de los sabores, de la comida.

Tacto:

Relación con otros seres humanos, dar y recibir amor, con lo que ello representa.

Olfato:
Impregnarte de olores que hacen agradable la presencia en un espacio.

A pesar de ser esto tan evidente y lo que ello conlleva no eres capaz de agradecerlo, valorarlo.

¿Cuándo empezamos a valorar lo que tenemos?

Como todo el la vida, el ser humano falla en que no se da cuenta de lo que tiene hasta que lo pierde, y con el cuerpo pasa lo mismo.

Empezamos a cuidarlo y a mimarlo cuando empieza a funcionar mal, cuando enferma, ahí es cuando realmente vemos la necesidad de cuidarlo.
El cuerpo es sabio y tiene la capacidad de mantener el equilibrio por si solo, siempre y cuando no lo trates mal, pero ¿cuanto tiempo eres capaz de mantener este equilibrio?

El cuerpo solo aguantará un tiempo las envestidas que le des, que no lo cuides, incluso a veces que lo trates mal, hasta que llegue un punto en que enfermará y ya no habrá marcha atrás.

Entonces pones el punto de solución en una pastilla o tratamiento, sin ir a la raíz del problema.

Esperas que de nuevo haya una solución rápida, sin hacerte responsable de que lo has causado tú, esperando que lleguen de fuera a solucionarlo de manera rápida y a poder ser sin esfuerzo.

Pero quiero que antes de eso, entiendas que ha llegado el momento de cambiar, es AHORA o NUNCA.

Ya no puedes dar marcha atrás y eliminar los excesos que hayas cometido con él, pero si puedes empezar un nuevo comienzo y hacer las cosas bien.

A partir de este punto ámalo, cuídalo, mímalo, háblale con palabras de agradecimiento, tu cuerpo te escucha y te obedece, está a tu servicio, según estudios científicos, nuestros pensamientos pueden cambiar la respuesta fisiológica del cuerpo.

Empieza a mirarte frente al espejo con alegría, con entusiasmo, no hay nadie como tú, eres único.

Estrecha una relación de amor con él, tratado bien y el te lo devolverá en forma de salud y longevidad.

¿Quieres tener un cuerpo sano?

El universo es mental lo que piensas se manifiesta, háblale de salud, de belleza, y sobre todo agradece la función que desempeña.
Es un nuevo renacer, elimina de tu vida todos esos pensamiento negativos que has proferido durante tanto tiempo hacia tu cuerpo.

Quita todas las mochilas físicas y emocionales que llevas aguantando durante tanto tiempo y que no te dejan avanzar.

La enfermedad solo es una respuesta al poco respeto que has tenido hacia él, al mal trato que le has dado en numerosas

ocasiones, unas consciente y otras inconscientemente y no has querido hacer caso.

Tu tienes la llave de tener una buena salud, yo solo te guiaré por el camino, te daré las mejores herramientas, pero por favor antes de empezar, prométeme una cosa.

AMA TU CUERPO.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies